10 tips imprescindibles para ser un buen detective privado

0
31134

Sin duda alguna, se trata de una profesión altamente atractiva, pero también requiere, no solo de una gran especialización y de estudios profesionales específicos de alta cualificación, sino además, de unas cualidades innatas específicas que te doten de las armas necesarias para resolver tus casos.

Los detectives privados son profesionales que deben estar preparados para el trabajo de campo; deben recoger pruebas, recabar información para investigaciones de delitos, examinar registros, realizar entrevistas, vigilar sospechosos, etc.

Si te reconoces en estos primeros párrafos, sigue leyendo y encontrarás algunos consejos importantes para alcanzar el éxito como detective privado.

1. Fórmate.

Además de tener las cualidades innatas que se le presuponen necesarias a un buen detective privado (intuición, agudeza mental, sentido común, curiosidad, sentido de la lógica…), debes formarte adecuadamente para serlo. Por ejemplo, el trabajo de detective privado es una buena salida a la carrera de Derecho. Además, las características intrínsecas de la profesión obligan al detective privado a seguir “aprendiendo” día a día. Es conveniente que realices cursos y másters que te capacitarán doblemente en tu trabajo.

La formación por tanto, desde nuestro punto de vista, sería la piedra angular sobre la que construir tu carrera profesional.

2. Especialízate.

Elige un nicho determinado y especialízate en un aspecto concreto de la profesión; ya sean las infidelidades, el fraude a los seguros, etc., asegúrate de ser el mejor en tu sector.

Tips para ser un buen detective3. Equípate.

Comencemos por la ropa. Tu ropa de trabajo es algo importante y que hay que cuidar. Asegúrate de que sea cómoda. Por ejemplo, si tienes que escabullirte u ocultarte en sitios estrechos, o esconderte… debes llevar una vestimenta agradable y que te facilite los movimientos.

Además, debes contar con herramientas que te ayuden a descubrir pistas y recabar pruebas, materiales que pueden ir desde una buena cámara digital con zoom, microcámaras, micrófonos, tablet…, hasta relojes espía, localizadores gps, amplificadores de señal GSM, detectores de transmisores, etc.; en el mercado existen innumerables herramientas disponibles para facilitar el trabajo de un detective y para ayudarle a recabar valiosa información.

No obstante, hoy en día, sumidos como estamos en una importante crisis económica, no es fácil hacerse con un gran “arsenal” sobre todo si estás empezando en tu carrera como detective independiente; no te preocupes, puedes ir adquiriendo poco a poco todo el material necesario, dando prioridad a aquel material básico que necesitarás para la obtención de pruebas para tus casos.

4. Sé meticuloso.

Debes anotar todos los datos obtenidos y guardar registros precisos y exactos.

5. Busca una sede u oficina.

Necesitarás un lugar donde guardar de forma ordenada todas las pistas y pruebas de tus casos de forma segura. Recuerda que sin las evidencias que hayas recabado, cualquier denuncia quedará en “agua de borrajas”.

6. Mantén una buena salud física y mental.

Este trabajo requiere de profesionales en plena forma. Aunque no lo creas, hacer ejercicio y un buen entrenamiento físico te ayudará no solo a moverte con agilidad sino también a mantener en forma tu salud mental.

7. Ponte al corriente en Nuevas Tecnologías.

Nunca es suficiente y menos en este campo. Debes estar al día tanto en lo que se refiere a software informáticos como en lo que tiene que ver con las nuevas herramientas que la tecnología va poniendo al servicio del investigador.

8. Todo puede ser una evidencia.

Cuando estamos buscando pistas, no debemos pasar nada por alto. Todo aquello que se encuentra en el “lugar del crimen” es susceptible de convertirse en evidencia.

9. Desarrolla tu percepción.

Debes ser un buen observador. Sin duda, necesitarás muchas cualidades innatas, como la intuición, la agudeza visual, lógica y memorística, pero también puedes desarrollar al máximo tus destrezas como observador. Ten en cuenta el lenguaje corporal de tus objetivos, su forma de comportarse, observa sus movimientos, sus gestos… ten por seguro que todo esto sumado, te llevará de forma segura a la resolución de tus casos.

10. Lee libros de detectives.

No pierdes nada y seguro que te motivarán e incluso pueden darte ideas. Además seguro que pasas unos buenos momentos en compañía de Sherlock Holmes, Hércules Poirot o Miss Marple, o leyendo a Dorothy L. Sayers y Margery Allingham.