¿Es posible desheredar a un hijo? ¿Cuáles son las causas?

0
1356

Alguna vez nos hemos preguntado si es posible desheredar a un hijo o a cualquier otro legitimario, o sea, aquella persona que tiene derechos sobre la parte de nuestra herencia de manera forzosa.

Veamos; de acuerdo al artículo 806 del Código Civil español, los herederos forzosos son los siguientes:

  • Los hijos y descendientes.
  • Los padres y ascendientes en relación a sus hijos y descendientes a falta de los anteriores.
  • La viuda o viudo.

Cuando hablamos de herederos forzosos queremos decir, como su nombre lo indica, que a la hora de testar, estas personas deben ser tenidas en cuenta de forma obligatoria de acuerdo al ordenamiento jurídico, la parte que les corresponde es conocida como legítima, por ello se les conoce bajo el nombre de legitimarios.

desheredar

La cuestión ahora es saber si es posible desheredar a un legitimario, la respuesta es positiva, el propio Código Civil otorga la posibilidad de desheredar a una persona que legalmente es titular de una herencia previo cumplimiento de los requisitos consagrados en los artículos 848 y siguientes del cuerpo legal.

La desheredación o desheredamiento sólo puede llevarse a cabo a través de testamento, manifestando la causa legal sobre la cual se funda.

Ya sabemos entonces que para desheredar a un legitimario se requiere una justa causa, veamos a continuación cuáles son esas causas legalmente establecidas:

  • Negar a un padre o ascendiente alimentos sin ningún motivo legítimo.
  • Cualquier maltrato de obra o injuria grave de palabra.

También se puede desheredar de conformidad a las causas de indignidad sucesoria:

  • A quien haya atentado contra la vida del testador o su cónyuge, ascendientes o descendientes, previa condena en juicio.
  • Al que haya calumniado al testador por un delito que la ley señale con pena no inferior a la de prisión.
  • Al que obligue al testador a realizar o modificar su testamento a través de fraude, amenaza o violencia.
  • A quien por los mismo medios impida a otro testar, revocar un testamento hecho o quien ocultara, suplantara o alterara otro posterior.