La importancia de las nuevas tecnologías para los procuradores

0
1139

La figura del procurador/a quizá no sea tan conocida por la opinión pública como lo es por ejemplo la figura de abogado, y sin duda la misma también es una figura crucial en el ámbito del Derecho, y especialmente en la relación con los juzgados y tribunales de nuestro país.

Los procuradores/as de nuestro país, del mismo modo que muchas otras profesiones, están viviendo profundas transformaciones en el desarrollo de su profesión, transformaciones que van desde cambios de importante calado social para la ciudadanía, hasta transformaciones legislativas que perfilan una figura algo diferente del procurador/a de los tribunales, y todo ello pasando por supuesto por los cambios que provocan las TIC, y muy especialmente Internet, con todo el abanico de posibilidades que este abre.

Internet es sin duda una fuente de oportunidades para todas las profesiones que existen y por supuesto también lo es para la profesión de los procuradores. Estos en Internet en particular, y en general en las TIC encuentran un amplio abanico de oportunidades que conviene conocer.

Nuevas tecnologíasEl caso concreto de las TIC e Internet en los procuradores

Por supuesto el impacto de estas tecnologías en una u otra profesión es mayor o menor (en general cabe decir que siempre suele ser mucho más mayor que menor) y que el mismo se configura de una forma u otra, pues obviamente no es lo mismo una empresa por ejemplo relacionado con el comercio de productos que encontrará por ejemplo en el comercio electrónico uno de sus grandes caballos de batalla para posicionarse y triunfar en el mercado, que una empresa industrial o una de servicios, pues cada una obtendrá unas ventajas concretas, tendrá unas necesidades de uso y desarrollo de las TIC concretas en su negocio, y en el caso de los procuradores ello no deja de ser así y también tiene sus condicionantes particulares.

Centrados en el caso de los procuradores cabe decir que el uso de las TIC que estos hacen, que el aprovechamiento de las TIC que estos deben realizar y que la implementación de las herramientas, soluciones y parámetros TIC que estos deben incorporar deben estar ajustados a su profesión, pues obviamente de nada sirve querer estructurarse en algo que realmente no es lo ideal, óptimo o necesario para esta opción concreta.

El desarrollo del día a día

La profesión del procurador es una de esas profesiones que podríamos catalogar de tradicional, de tradicional en el mejor concepto y acepción del término, pero ese concepto de tradición no es óbice para destacar que las TIC y que Internet en particular también producen grandes cambios en la profesión.

Quizá en el caso de los procuradores Internet no sea una herramienta principal en la que darse a conocer al gran público que también, pues estar presente en los directorios, en los foros legales y en los lugares que nos puedan encontrar es vital para ser visibles en la red y en consecuencia en el mercado, pero más allá de ello en el procurador si éstas tienen particular carácter transformador, ese carácter transformador viene muy determinado por la forma en cómo estos elementos transforman su desarrollo profesional día a día.

Gadgets para estar conectados permanentemente, nuevas soluciones de formación y de reciclaje permanente de forma online, sistemas de almacenamiento en la nube y servicios de gestión colaborativa con otros compañeros, así como servicios digitales que permiten realizar muchas de las acciones y muchos de los trámites, muchas de las relaciones que se llevaban a cabo antaño de forma presencial ahora desde Internet suponen un gran avance y un gran cambio en relación a las soluciones existentes con anterioridad a la eclosión de unos elementos transformadores de la sociedad en general y que por supuesto han llegado también de una forma directa, y hasta cierto grado profunda, en una profesión a veces tan hermética y como se ha mencionado con muchos componentes de tradicional que es la figura del procurador/a de los tribunales.