¿Qué es una declaración jurada?

0
5993

La declaración jurada no es más que aquella manifestación verbal o escrita por parte de una persona en la que realiza una expresión o manifestación de hechos ante una autoridad, que puede ser judicial o administrativa. Esta declaración, al ser jurada, adquiere una presunción de veracidad y se presume cierta hasta que no exista prueba suficiente en contrario y se pueda desprender la falsedad de la misma.

Una declaración jurada puede realizarse en muchos momentos de la vida, pero antes de entrar a señalar cuáles son aquellos momentos en los cuales una declaración jurada puede ser más solicitada o tener más sentido, es importante señalar que realizar una declaración jurada faltando a la verdad puede acarrear importantes consecuencias legales para la persona que miente tal y como se verá en líneas posteriores.

Las declaraciones juradas tienen sobre todo una ventaja muy importante, tienen la ventaja que ser manifestaciones verbales o escritas a las que se les presupone la presunción de veracidad todo lo que deba realizar entorno a lo que la declaración jurada se requiere adquiere una agilidad mayor.

Realizar declaraciones juradas es algo muy habitual y exponer todos aquellos casos en los que podría corresponder realizar una declaración jurada podría resultar una tarea casi infinita, pero sí que conviene exponer algunos ejemplos de declaraciones juradas habituales, pues sirven para posicionarnos en aquellos aspectos donde una declaración jurada puede resultar más habitual.

Qué es una declaración jurada

Las declaraciones juradas de bienes que se puedan exigir a cargos públicos, declaraciones juradas a estudiantes que solicitan una beca y les piden declarar de forma jurada que no perciben otras becas o ayudas al respecto que les inhabiliten para la concesión de esa beca, realizar una declaración de los ingresos que se tienen o declarar, por ejemplo, que no se está sujeto a ninguna hipoteca son algunos de los ejemplos (de los muchos que podrían exponerse tal y como se decía) en los cuales puede corresponder realizar una declaración jurada.

Ahora bien, más allá de aquellos casos en los que más habitualmente puede aplicar realizar una declaración jurada, también resulta importante detenerse a realizar una parada para visualizar las consecuencias que puede tener realizar una declaración jurada, mentir en la misma y que se descubra que se ha mentido.

Realizar una declaración jurada es hacerse legalmente responsable de aquello que se dice o que se manifiesta en la misma, en consecuencia quebrantar esa responsabilidad tiene unas consecuencias legales mucho más importantes que mentir sin haber realizado una declaración jurada aunque, por supuesto, una mentira siempre es una mentira.

Mentir en una declaración jurada que se realice por escrito puede llegar a acarrear que una persona sea imputada, juzgada y condenada por un delito tipificado en el código penal como es la falsedad documental, con independencia de las demás responsabilidades, condicionados y condicionantes en los que la persona infractora pueda también incurrir.

Como puede verse, realizar una declaración jurada no es algo que pueda tomarse a la ligera, ya que mentir en la misma puede acarrear importantes y dolorosas consecuencias tal y como se ha podido ver.